miércoles, 24 de agosto de 2016

La memoria abandonada de Italo Calvino en San Remo

...
Italo Calvino no ha tenido suerte con la memoria institucional de San Remo. En la puerta de la actual Villa Meridiana, la casa-centro experimental de floricultura donde pasó su infancia, ni siquiera hay una placa que lo recuerde, ni a él ni a sus padres, Mario Calvino y Eva Mameli, científicos que tanto hicieron por el desarrollo agrícola y floricultor de la región. En 1988 pusieron en la fachada del edificio que un día fue su instituto de secundaria una placa de mármol espantosa en homenaje al hijo escritor. Cuando en el pasado mes de abril estuve en San Remo, pregunté por qué esa placa figura en una fachada lateral, dando a un callejón, y no en la principal, en la piazza Eroi Sanremesi. Marco Marchi, sanremés perito en las cosas de su tierra, me explicó que la placa fue promovida por las asociaciones de partisanos (de ahí la fecha que lleva, 25 de abril, día de la liberación de Italia) contra la fiera resistencia del ayuntamiento de entonces, en manos de Democracia Cristiana. Calvino fue relegado lejos de las miradas principales por su pasado marxista.
Mas no queda ahí la cosa. Disfrutaba de un paseo marítimo nominado, "lungomare  Calvino", pero he aquí que las autoridades municipales se han propuesto este verano rotularlo "passeggiata Vittorio Veneto. Menos mal que queda gente como Marco, dispuesta a que el autor de Las ciudades invisibles siga siendo visible en su ciudad.

No hay comentarios: