domingo, 28 de marzo de 2010

Placeres menudos


Regreso de un viaje fugaz a Dos Hermanas (Sevilla), donde añoche celebramos el cumpleaños de una buena amiga. Antes de visitar esta mañana la estupenda exposición "El joven Murillo" en el Museo de Sevilla, ya sentíamos el rompimiento de gloria en el cielo primaveral, preñado de azahares. Después del Diluvio, la tierra recompone al fin su cuerpo y nos brinda nuevos placeres. Ahora tomo un té y escribo, mientras de la cocina llega el olor dulzón de las torrijas. Y, para colmo de placeres, en mi estudio suena la trompeta de Paolo Fresu, el magnífico músico sardo, en un cd de la serie Jazz italiano live 2009 que mi mujer me acaba de traer de Roma. Hay días plenos en su sencillez.





(Paolo Fresu en el Festival de Jazz de Vicenza, 2006. Fuente: Wikipedia)

No hay comentarios: