miércoles, 24 de junio de 2009

Avignon en el recuerdo (poema)


AVIGNON

Para Carmen, que se empeñó en ver los campos de lavanda


En las lomas henchidas de Provenza
azulea la lavanda a nuestro paso
con relumbres de océano dormido.
Lentamente subimos los repechos
a cuarenta kilómetros por hora.
Del Ródano venimos,
de la romana Arles, y volvemos
querenciosos al Ródano.
La vida se conforma junto a ti,
un espacio fugaz, un tiempo abierto
bastan para que engrane la memoria.
¿Te acuerdas del palacio?
Acastillados muros, hendiduras
en cruz sobre la piedra, dos torreones
que alancean el cielo a mediodía.
La vanidad erguida de los hombres
en mitad de la plaza. No muy lejos,
los sueños de Cyrano, marionnettes
tout public
en Voyage dans la lune.
Las arcadas del puente mutilado
como la alegoría de un amor
que no alcanza su orilla.
Era julio, ¿te acuerdas?
Descarada y proteica nos acoge
para siempre Avignon.
(Imagen: Campos de lavanda en los alrededores de Sault. Fuente: Silenos)

9 comentarios:

Javier Sánchez Menéndez dijo...

Antonio, hay versos muy buenos, y el final me ha gustado mucho.

Un abrazo.

Capitán dijo...

Pues desde la Provenza leo tu entrada y ciertamente mientras la leo siento tus versos a mi alrededor.

Un saludo

Olga B. dijo...

Muy lejos de la Provenza, me llega esa bonita mirada sobre el paisaje, una fotografía sentimental, una lectura sobre las lomas.
Saludos, Antonio.

Antonio Rivero Taravillo dijo...

Hermoso poema que me trae recuerdos y un aroma a lavanda enredado en sus sílabas. Enhorabuena.

Mery dijo...

Los sueños de Cyrano te dejaron una preciosa gracia para la pluma.
Son versos llenos de paisaje y alma.

Un abrazo

Pedro Herrero dijo...

Antonio, sin prisas me comentas hasta qué punto conoces la poesía de Joan Margarit. Creo ver un rastro de su aliento en tus versos. Enhorabuena por el poema. Un abrazo.

Antonio Serrano Cueto dijo...

Gracias por vuestros comentarios. Pedro, de Margarit he leído "Joana", "Casa de misericordia" y poemas sueltos de "Estació de França" y otros libros, así como fragmentos de "Nuevas cartas a un joven poeta". En enero de este año tuve la suerte de ir a verlo en un acto poético en Cádiz y pude conversar con él un instante. No soy consciente de ese aliento del que hablas, pero es uno de los poetas españoles que leo y releo. Gracias y un abrazo.

Carmen dijo...

Mmmm ya puedo oler la lavanda. En breve estaré por esas tierras. Pondré el pie por primera vez en Francia. ¿Alguna recomendación?

Vive la poesie!

Marco Valerio Corvo dijo...

Que aroma de Provenza. Que país mas bonito. Aviñón, Arlés y La Camarga de los gitanos manouches .... Las Santas Magdalenas. ¿Y como será Grasse, la capital del perfume??

Me decía una vez un provenzal, que la frontera entre Provenza y Francia, estaba allí donde el fogón olvidaba el aceite de oliva y sobre la sartén se esparcía la mantequilla ....

Dulce país. Que colores ....